12 de Abril de 2021 Director Antonio Martin Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad
El ministro Marlaska ya acabado con la paciencia de las siempre discretas víctimas del terrorismo.

Marlaska agota la paciencia de las víctimas de ETA por "vaciar" las cárceles

Otra oleada de acercamientos, entre ellos los del sanguinario Troitiño y el asesino de una niña de 7 años, provoca un duro comunicado de las víctimas contra el Gobierno de Sánchez.

| ESdiario España

El sanguinario etarra Antonio Troitiño, uno de los duros entre los duros, y el asesino de una niña de 7 años en Santa Pola, el atentado que a la postre impulsó la ilegalización de Batasuna.

Ellos son los dos últimos beneficiados por la política de premios abierta hace meses por el Ministerio del Interior con los presos de ETA. Una política dirigida por Fernando Grande Marlaska que ha llevado este martes a la víctimas a denunciar que se están "vaciando" las cárceles del sur de España de los terroristas etarras condenados. Y que ha conseguido activar la alerta roja de la AVT.

La Asociación de Víctimas del Terrorismo ha denunciado que el Gobierno "vacía" las cárceles del sur de España de presos de ETA tras el acercamiento de seis nuevos internos condenados por graves delitos de terrorismo, entre ellos Andoni Otegi Eraso, autor del atentado que mató a una niña en la casa-cuartel de la Guardia Civil de Santa Pola.

Este fue el atentado que desató la respuesta legal que acabó con la Ley de Partidos y la ilegalización de Batasuna. "Hasta aquí hemos llegado", llegó a decir el entonces presidente del Gobierno, José María Aznar.

"Todos los que no tuvieron ningún tipo de humanidad con sus familiares, hasta el punto de asesinarles a sangre fría, hoy el Gobierno de España les complace con el humanitario gesto de poder cumplir sus condenas cerca de sus familiares", ha denunciado la AVT en un comunicado, mostrando su contrariedad por la decisión de acercar a históricos dirigentes etarras como Antonio Troitiño.

La AVT censura que esta nueva remesa de  traslados -cinco de ellos desde cárceles andaluzas- se ordenen sin previamente exigir la colaboración con la Justicia a los condenados por pertenencia a ETA, algunos con delitos de sangre. "Los presos siguen sin recordar nada cuando pisan una sala judicial", recuerda la asociación, en alusión a la falta de colaboración de dirigentes etarras como Anboto, Ibon Gogeaskoetxea, Kepa Arronategi y Gorka Fraile.

En concreto, las víctimas censuran que el Ministerio del Interior que dirige Marlaska haya derogado la política de dispersión cuando quedan más de 300 atentados sin autoría. En este sentido, cuestionan que los presos de ETA "asuman la legalidad penitenciaria -fórmula utilizada por Instituciones Penitenciarias al informar de los traslados- como mero trámite para conseguir sus objetivos".

 

La presidenta de la AVY, Maite Araluce.

 

"Reiteramos nuestra más absoluta indignación ante esta situación y repetimos nuestra petición de que se exija colaboración con la Justicia a los presos etarras que quieran ver mejorada su situación penitenciaria", continúa la AVT, que también critica que los traslados se conozcan sin que les dé tiempo de activar a sus equipos psicológicos para atender a las víctimas.

Además de Andoni Otegi Eraso y Troitiño -este último condenado a cinco años por reintegrarse en ETA una vez que fue puesto en libertad en 2011, lo que aprovechó para fugarse a Reino Unido-, también han sido acercados Aitzol Maurtúa, Mikel Arrieta, Víctor Franco y Agustín Almaraz.