08 de Mayo de 2021 Director Antonio Martín Beaumont

× Home España Medios Tribunales Opinión Estilo Chismógrafo Deportes Tecnología Tvcine Economía M. Ambiente ESdiario TV Mundo C. Valenciana Vanidad
Pablo Iglesias, líder de Podemos
Pablo Iglesias, líder de Podemos

Bomba contra Podemos: la prostitución de menores que no investiga empezó en 2011

La izquierda bloqueó la creación de una comisión de investigación de la trama que explotaba a menores internados en centros dependientes del Gobierno autonómico.

| A. Jiménez España

Nadie entiende todavía que los que se declaran abanderados del feminismo y abolicionistas de la prostitución no quisieran investigar la trama de explotación de menores en los centros tutelados de Baleares. PSOE y Podemos bloquearon la creación en el Congreso de una comisión de investigación al respecto de una trama que ahora se sabe que viene de lejos. Nada menos que desde 2011.

Pablo Iglesias, además, fue interpelado por ello en el Congreso de los Diputados y no supo dar explicaciones, sirviéndose de su habitual maniobra de distracción que consiste en atacar al PP para evitar aclarar las razones de su negativa a iniciar las pesquisas necesarias y depurar responsabilidades. 

 Pero ahora según se van conociendo más detalles de la trama la indignación es aún mayor, por el intento de la izquierda de esconder una trama que lleva una década en  marcha según ha desvelado la que fuera directora insular de Infancia y Familia en el Consell de Mallorca entre 2016 y 2019, Magdalena Gelabert, y que ha señalado que el hecho de que "se quisieran escuchar estos indicios y ponerse a trabajar es cuestión de voluntad política".

"Es muy fácil cerrar los ojos y decir que el problema no existe", ha señalado Gelabert durante su intervención en la Comisión Política sobre Explotación Sexual Infantil en el marco del Consejo Rector del Instituto Mallorquín de Asuntos Sociales (IMAS).

Según la exdirectora insular, fue en 2015 cuando "se empiezan a monitorizar las fugas" y "a darle importancia a este tema". "A partir de este momento se unifican criterios, maneras de abordar la situación y un control exhaustivo de fugas. Una fiscalización a la que los centros no estaban acostumbrados, y se notaba", ha apuntado.

Gelabert ha indicado que los casos de explotación sexual a menores tutelados "existían igual antes, pero no se había prestado atención" o "no se le había puesto el nombre de explotación sexual infantil". "Nos dimos cuenta que durante muchos años la administración no había liderado esta cuestión", ha dicho, a la vez que ha asegurado que "el IMAS no conocía las condiciones en las que estaban sus niños y adolescentes".

El Parlamento Europeo ha exigido explicaciones a Iglesias y Marlaska sobre el escándalo

Durante la comisión de este jueves también ha intervenido la directora insular de Infancia y Familia entre 2015 y 2016, Beatriz Morales,  ha asegurado que en 2015 ya tuvo constancia de un caso de explotación por medio de la directora de un centro. "Además de dejarnos blancos nos sorprendió", ha comentado. Así, ha explicado que, tras tener conocimiento, desde el área comenzaron a investigar y a preguntar a los técnicos, de forma que comenzaron a salir "casos aislados que podrían estar relacionados con este tipo de explotación".

"Se empiezan a hacer reuniones para ver qué esta pasando", ha apuntado. Asimismo, se puso un parte en Fiscalía, se aplicaron los protocolos para tratar esta cuestión y la directora insular se reunió con todos los servicios de menores de los ayuntamientos de Mallorca.

En este sentido, ha destacado que durante el tiempo que estuvo al frente de esta dirección tuvo constancia de un total de 15 casos sospechosos de explotación sexual infantil. De esta forma, ha considerado que esta es una problemática que "debía de estar sucediendo, pero no se puso sobre la mesa seriamente". "No creo que saliera así de repente", ha dicho.

Sin embargo, todas las miradas están puestas en el Gobierno, que sigue obviando el asunto y acusando a la oposición de jugar políticamente con ello. Pero lo cierto es que hasta el propio Parlamente Europeo ya ha pedido explicaciones tanto a Pablo Iglesias como a Fernando Grande Marlaska por este asunto para que detallen  las medidas y soluciones adoptadas por sus ministerios para proteger a los menores y zanjar los casos.